lunes, 6 de junio de 2011

Todo a su momento.

Y si dije antes que la vida es de decisiones, esta fue una que tuve que tomar..
Quizá no lo había contado por miedo o por algún tipo de pensamiento que me ataba a que no lo podía enfrentar, sin embargo aún el sueño y el viaje no termina. Como bien dice mi papá... "hay que ser paciente y tomar las cosas con calma", creo que lo único que no se debe hacer según lo que yo creo es darle tiempo al tiempo, porque él nunca se para a esperarte. Sin darle más rodeos quiero contar que ya estoy de nuevo en Colombia y no se me olvida el día en que decidí llegar de sorpresa, ver la sonrisa de la primera persona que me vio volver a mi increíble país fue algo que me lleno de emoción, alegría, nostalgia, emoción y un sin fin de sentimientos que volaron como aves dentro de mi. Recuerdo aún sus ojos y su bella cara, su sonrisa y sus deseos de llorar al darse cuenta que había vuelto para estar más cerca que nunca,
se trata de una gran y hermosa amiga. María Alejandra Rubiano  con la que he podido contar innumerables e inexorables momentos, te mando saludos, abrazos y besos ahora y siempre. Pero, ¿si así había reaccionado ella, como sería la reacción de mi familia?

Así que llegué de nuevo a mi casa después de dos meses de viajar por desconocidas carreteras, ¡Que emoción! pensé, es algo raro pero tenía las llaves de mi casa junto a mí así que me apresuré al abrir la puerta, la calidez, el olor de mi casa, las cosas en ella estaban intactas, en especial las de mi habitación que no se habían tocado para nada. Era como una fotografía, quizás para recordarme o así lo pensé yo poniéndome en el lugar de mi mamá, quizás piensen que dos meses sea poco y están en lo cierto pero sin duda alguna dos meses alejado de las personas que se quiere se hacen comparables a dos años.

De golpe solo estaba en mi casa mi papá, él pensaba que había llegado alguno de mis hermanos, pregunta con fuerza quien estaba en casa, decido guardar silencio y llegar al lugar donde se encontraba, ¡Hola!
Miro, sonrío y perplejo dijo: "¿Qué haces acá?" Nos dimos un buen abrazo y pensé. Que hombre tan fuerte,
se sorprende pero no lo demuestra con todo su ser, no le prestó mucha atención, hablamos un poco mientras que llegaba mi mamá y mis hermanos.

Pasaron unos 30 minutos y se escuchó en la puerta el sonido de las llaves penetrando la cerradura, salgo corriendo a esconderme y a esperar a que mi bella madre que tanto me ha apoyado me vea.
Entra hablando por el celular y la abordo, la saludo la abrazo con tanta fuerza que no quisiera separarme de ella… Con solo recordarlo me dan ganas de llorar, por supuesto no de tristeza. La amo y así mismo se lo dije,
mientras ella me respondía entre lagrimas y nudos en la garganta "yo a ti también".

Es algo que no cambiaría por nada del mundo pues, es algo que no se volvía a hacer y que no se hacía desde que tenía uso de razón. Bastante raro....

Con mis hermanos fue el saludo fraternal, sobre todo con mi hermano, y con mi hermana
dejamos que las lagrimas fluyeran en silencio, ¡que mejor mensaje que ese!.
Sin lugar a dudas, fue una excelente decisión para mi devolverme a mi bella Colombia, darle una pausa al viaje, reanudar, reafirmar y reencontrar personas, momentos y costumbres viejas para analizar mis aprendizajes. Pero personas que me acompañan y me acompañaron en el Blog, esto no es algo que termine,
tan solo será un respiro, uno que ha durado un poco más de un mes pero no pueden dar espacio a la incredulidad, pues este mes ha sido igualmente de aprendizajes y de otras cosas.

Definitivamente todo llega a su momento.

Buen apetito.

martes, 3 de mayo de 2011

Empanadas Cordobesas - Cordoba - Argentina

A diferencia de mi país Colombia, el uso de harina de trigo en argentina es mucho mayor para la mayoría de las preparaciones dejando la harina de maíz casi para "uso exclusivo" de la polenta.


Ingredientes:


Masa:
Harina de trigo 500gr
Polvo de hornear 1 pizca
Yemas 1 unidad
Huevo entero 1 unidad
Mantequilla 2 cucharadas
Sal 1 pizca

Preparación:

Cernir la harina junto a la sal y el polvo de hornear.
En el centro agregar la yema y el huevo.
Ir incorporando de a pocos hasta que sea homogéneo.
Agregar  la mantequilla y amasar.
(Al principio será muy pegajosa la masa. No se asusten, a medida que pasa el tiempo de amasado su textura es más prolija).
Una vez la masa este uniforme, homogénea y de textura lisa reservar de 30 minutos a 1 hora con un trapo húmedo enzima o cubierta de papel film para evitar que el aire la seque.




Relleno:

Empella (Aceite neutro).
Cebolla cabezona blanca finamente picada.
Pimentón rojo rostizado, pelado sin semillas y venas. Finamente picado.
Perejíl finamente picado.
Tomate finamente picado sin piel ni pepas.
Paprika.
Azúcar blanca.
Carne molida (Si es tierna es mucho mejor.)
Comino tostado y molido.
Laurel.
Vinagre.
Aceitunas en rodajas.
Huevos duros picados en trozos.
Uvas pasas.




Procedimiento:


Sofreír la cebolla, agregar tomate y pimentón.
Agregar perejil, Páprika, mezclar y retirar del fuego.
Agregar azúcar. Dejar enfriar.
Una vez este un poco mas frío agregar la carne molida con un poco de agua.
Dejar que cocine.
Una vez este un poco más cocida agregar comino, laurel y vinagre.
Agregar sal y pimienta.
Rectificar sazón.
Dejar enfriar.

Mientras enfría estirar la masa, y cortarla en discos de 10 cm aproximadamente.
Una vez tengamos los discos agregar el sofrito y enzima poner la aceituna, el huevo y la uva.
Mojar los bordes de la empanada, sellar, cortar el exceso de masa y darle forma con un tenedor.

Hornear a 200ºC hasta que doren.

lunes, 25 de abril de 2011

Chimichurri - Argentina

El "chimi" como lo llaman algunos es quizás el aderezo más utilizado en la Argentina como para nosotros el hogao. Hay mil formas de prepararlo pero para mí la receta que les voy a dar es campeona

Ingredientes:

Aceite de oliva o aceite neutro (muchos lo hacen con agua)
Pimentón rojo cortado en cuadritos de 0.5 x 0.5 cm.
Pimentón verde cortado en cuadritos de 0.5 x 0.5 cm.
Ajo finamente picado.
Orégano.
Perejil finamente picado
Chile (en polvo) o si no finamente picado.
Sal.
Pimienta.

Procedimiento.

En un recipiente con aceite incorporar los ingredientes a gusto. Es preferible hacerlo con un día de anticipación para que todos los sabores se mezclen.

Imagen tomada de google.

En tierra Gaucha.

Ya no se me hacia raro que me fuesen a requisar y preguntar hasta de que pensaba morir tan solo por ser colombiano, pues así fue lo que me paso al llegar a la frontera, me apartaron de los demás,
me requisaron y preguntaron y al final me dejaron continuar.

Dentro de Argentina la cosa no era muy distinta, el norte de su país está lleno de personas con un interesante mestizaje, indígenas, morenos, blancos de todo se ve y no como en las novelas que tan solo muestran
personas de rasgos blancos. En la Quiaca debía caminar unos 15 minutos hasta el terminal de buses,
así que me tome todo el tiempo del mundo para pensar en que estaba solo físicamente pero para ser franco me sentía mejor que nunca.
un par de momentos pare a descansar y tomar unas pocas fotos antes de ir a desayunar.

Que rico té, sin ofender pero ha sido el mejor te que me he tomado desde que salí de mi casa. Se acompañaba con bizcochos. Sí que lo disfruté, no había comido muy  por esos días.

De el terminal de buses debes tomar otro bus que te lleva a San Pedro de Jujuy si no estoy mal
para poder hacer el cambio de bus y seguir para Buenos Aires, son aproximadamente 28 horas de viaje en total.

Así pasan más días entre pensamientos, películas y kilómetros.

Al llegar a Jujuy para hacer el cambio de bus que nunca salió me llama el olor de chimichurri con carne y chorizo de un restaurante esquinero a unos pocos metros de la terminal.
UFF! para almorzar era justo lo que necesitaba, el hambre me mataba lentamente... Un matambre con papas fritas bañado en chimichurri e indiscutible la frescura y suavidad de su carne.

La llamada de mi bus. Para buenos aires....

hasta pronto.




Silpancho - Bolivia

Ingredientes:

Bola (se corta en retazos y se aplana con martillo para darle el grosor de una milanesa).
Harina.
Huevo batido.
Arroz cocido.
Sarsa (Cebolla roja y tomate cortado finamente.
Huevo frito.
Sal.
Pimienta

Preparación:

La carne se adelgasa hasta que alcance un grosor de máximo 0.5 cm, se apana y se fríe.
Una vez freido se agrega sal y pimienta.
Se acompaña con arroz blanco, sarsa y guevo frito.



miércoles, 20 de abril de 2011

a 3 o 4 coqueadas de aca

Si bien, en los momentos hay que tomar dediciones y así es como empieza este relato.
Tras la inminente despedida de mis amigos Sebastián, Daniela y Pablo primo de ellos
con unas cuantas copas de tequila pienso seriamente en dejar a mi compañero de viaje Javier, y no es por que sea mala persona claro esta! porque en este poco tiempo le cogí mucho cariño a ese "chango" como dirían en Bolivia. Lamentablemente había que seguir el camino y sentía que debía hacerlo solo.

Muy temprano en la mañana sin dormir ni 10 minutos debido a tanta pensadora decido salir a la vía principal de la paz a tomar el bus para el Terminal.
1º parada a Oruro, costo 20 bolivianos, hora de viaje 4.
No puedo negar que pensé una y mil veces la forma en pasar la frontera a Argentina,
pero como bien dice mi buena amiga francesa Céline hay que dejar fluir la vida,
abrir el corazón y esperar la decisión de Dios. "El se preocupa por nuestro bienestar mas que nosotros mismos" y no lo digo por ser cristiano, católico, musulmán o lo que sea.
Así fue que junto a mi inseparable compañía "la música" llegamos a Oruro. De su Terminal camine a la estación del tren donde me apresuré a comprar el tiquete a Villazón,
la frontera. El tiempo de espera fue el justo para ir a comer un Silpancho
(Carne aplastada muy delgada apanada y freída chorreada en sarsa con arroz blanco, huevo frito y ensalada); me despedí del amable señor que me  atendió
y volví a la estación del tren. Era hora de abordar...

Pensé... Ese pueblo esta como a 15 coqueadas de acá (jajajajajaj) y les contaré la historia. Antiguamente los bolivianos contaban la distancia del viaje según el tiempo que se tardaran en "bolear" un puñado de hojas de coca en la boca, una a una. El tiempo iniciaba desde el momento en que se metían la primera hoja hasta el tiempo en que la sacaban de su boca ya consumida por la saliva y el "bico" o bicarbonato.
Aunque también se utiliza lejía una ceniza con muchos sabores que activan el alcaloide de la coca en la boca evitando así el cansancio.

Pues así fue, 18 horas de viaje más o menos fueron necesarios para llegar a Villazon.
Siguiente parada. Argentina.





>> Como diría mi mejor amigo Andrés Sánchez. O es blanco o es negro, pero gris NUNCA!
Así como se aprende a caminar para no caer también se debe aprender a tomar decisiones acertadas.

Dedicado a: Daniela Cardozo, Sebastián Cardozo, Pablo
(creo que también es Cardozo) y sobre todo a Javier Ardìla.
Bendiciones este donde este. Gracias


lunes, 18 de abril de 2011

Fricase de cerdo - Bolivia

El fricase de cerdo es un plato que se consume por lo general los domingos en la mañana después de haber tenido una noche de copas.

Ingredientes:

Pierna de cerdo cortada segun la porción que se valla a dar.
Ají amarillo.
Ajo finamente picado.
Comino.
Hierba buena.
Mote pre cocido.
Chuño pelado.
Charque.



Preparación:

Desde agua fría poner el ají amarillo junto al ajo y la pierna de cerdo.
Dejar cocer hasta que la pierna de cerdo ablande, agregar comino.
Agregar la hierba buena.
Dejar que siga cociendo.
Aparte en agua caliente agregar el charque hasta que se re-hidrate y tenga textura blanda.
Una vez este blando ponerlo en una tabla, golpearlo y sacar ebras con los dedos que después se freiran.
En otro poco de agua calentar el chuño.
Aparte calentar el mote.
Rectificar sabor del caldo.
Agregar sal y pimienta.
Servir todos los ingredientes juntos en el plato.